Saltear al contenido principal

Datos antiguos con Stretch Database en SQL Server

Cuando las tablas que administramos empiezan a crecer y empiezan a generar dificultades por el tamaño que ocupan, debemos encontrar algunas alternativas de almacenamiento. Es así que puedes pensar en utilizar tus datos antiguos con Stretch Database en SQL Server.

Antes de empezar

Es importante saber discutir y determinar cuándo una tabla empieza a darnos problemas en su almacenamiento y manejo. Hay algunas preguntas que no tienen necesariamente una sola respuesta, o una que podríamos considerar como “estándar”. Entre estas preguntas te invito a pensar en:

  • ¿Cuándo una tabla es grande?
  • ¿Por qué considero que ya es difícil manejarla?
    • Lentitud en su uso
    • Demora en tareas de REBUILD
    • Necesidades de almacenamiento/retención
    • Muchas información antigua que no se utiliza tanto

Lamentablemente esta publicación no está para responder estas incógnitas cada una, pero sí vamos a ver una posibilidad de almacenamiento diferente. Tal vez quieras ver también los Problemas al consultar millones de registros en SQL Server.

Es posible incluso que algunas de las respuestas te lleven a pensar en el particionamiento en SQL Server. Veremos esto en otra oportunidad.

Archivar datos antiguos

Una necesidad real cuando se administran cantidades grandes de información, es justamente el tener mecanismos para poder manipularla.

Si has escuchado sobre los datos calientes (HOT) y datos fríos (COLD), ya tienen medio camino ganado. Los términos de cliente y frío hacen referencia a qué tan utilizada es la información en las consultas que tiene la base de datos.

Como es de suponerse en cualquier escenario, en un momento determinado, hay mucha más concurrencia sobre los datos más recientes almacenados que sobre la información histórica. Con esta premisa es que surge la necesidad de nuevas formas de almacenaje que permitan escalar en el tiempo.

Llevar los datos antiguos con Stretch Database

Si consideras que esta información que hemos llamado COLD (en tu base de datos), no tiene un uso muy regular e incluso no sería imprescindible contar con unos tiempos de respuesta muy apresurados, entonces puedes pensar en esto.

La opción de Stretch Database te permite almacenar la data Fría en Azure y mantener los datos más vigenete en el entorno onpremise.

Tremenda alternativa pues permite ahorrar espacio físico, procesamiento y claro, todas las tareas de adminsitración involucradas. Solamente nos toca iniciar una pequeña migración para que puedes tener tus datos históricos en la nube.

Continúa y mira este artículo de Cómo configurar Stretch Database en SQL Server.

Pablo Javier Fernández

www.datoptim.com
I love working on SQL Server Performance Tuning and finding the origin of the problems. Music and SQL Server passionate.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close search

Carrito

Volver arriba